la propósito DE ALPHA

‘Crear una comunidad excepcional repleta de oportunidades que trabaje
duro, pero viva bien.’

Una comunidad excepcional…

No es nada frecuente estar rodeado de un equipo que destaque tanto en desempeño como en carácter, pero en Alpha este es el caso. Todos nuestros empleados tienen un objetivo, son ambiciosos y rinden como el que más, pero la empatía, la humildad y la autenticidad corren por sus venas.

Esta exclusiva combinación ha creado un equipo de excelentes profesionales: una estrecha comunidad de personas con ideas afines que prosperan en su mutua compañía y se inspiran entre sí para lograr un éxito aún mayor.

En Alpha somos buenos amigos además de compañeros de trabajo, y valoramos las valiosas relaciones que hemos forjado los unos con los otros. La naturaleza de dichas relaciones ha desembocado en una meritocracia perfecta, lo que significa que desde los socios sénior hasta los novatos recién llegados, todo el mundo se trate de igual a igual,  y esto también consigue que se reduzcan las distancias personales.

Un sinfín de oportunidades…

Unirse a Alpha significa formar parte de un equipo de alto rendimiento: un equipo que ha supuesto una disrupción en un sector maduro y muy competitivo hasta llegar a convertirse en una empresa del FTSE AIM 100 con operaciones multimillonarias.

No obstante, seguimos siendo un pequeño equipo que apuesta por un alto crecimiento,  y comprometido con crear una organización impulsada por nuestra cultura, con el espíritu dinámico de una start-up. Sacando provecho de lo mejor de ambos mundos, podemos conservar nuestro alto rendimiento y seguir recompensando a quien se lo merece.

Rodeamos a las grandes personas
de otras grandes personas.

En Alpha, estamos obsesionados con la Densidad de Talento y creemos que cuanto más talento tengamos, más podremos conseguir. Por ello, cuando se una a nosotros, verá que todos los compañeros son alguien de quien aprender y a quien respetar.

No ofrecemos grandes oportunidades de educación formal, ya que creemos que la mayoría de los mejores profesionales prosperan a través de la experiencia, la observación, la reflexión, la lectura y el debate. En definitiva, el efecto compuesto de rodear a grandes personas de otras como ellas no solo es la manera más efectiva de desarrollar un equipo excepcional, sino también la más gratificante.

Igualmente, no nos destacamos por los privilegios o la jerarquía, o sea, no encontrará una oficina privada en nuestras instalaciones: verá a todos nuestros altos directivos con los pies en el fango, no sentados cómodamente en la tribuna. Esto significa que contará con el apoyo de personas que ya han estado en su lugar y conocen de primera mano lo que cuesta triunfar en su puesto.